Diferentes tipos de trading

El mundo del trading es diverso en términos de oportunidades, y debido debido a esto se pueden aplicar muchos tipos diferentes de estilos para realizar el trading. Es muy importante elegir un estilo que se adapte a tu personalidad y preferencias. Esto también es muy dependiente de tu psicología y personalidad. Para tener éxito necesitarás priorizar un estilo de acuerdo a cómo funciona tú mente.

En este artículo discutiremos los estilos de trading con los que es probable que te encuentres. Lo que típicamente separa los estilos es la cantidad de tiempo que se gasta en una sola operación, el momento de entrada y  en algunos casos, también, la frecuencia de las operaciones.

No existen reglas estrictas con respecto a los marcos de tiempo que un trader en particular debe usar para operar, sin embargo, la tablilla a continuación proporciona los plazos promedio que un trader utilizaría.

Elegir el estilo de trading que mejor se adapte a tú personalidad puede ser una tarea difícil para los traders nuevos, pero es absolutamente necesario para tu éxito a largo plazo como trader profesional. Si eres nuevo en el tema (o incluso si eres un trader experimentado) y todavía no sientes que hayas encontrado tu estilo, los siguientes son algunos de los rasgos de personalidad compatibles con los diferentes estilos de trading.

Al elegir un estilo que se adapte a tu personalidad, tendrás mayores posibilidades de convertirte en un trader rentable.

 Así que se honesto, incluso si no te gustan algunos de los rasgos de  personalidad que se enumeran a continuación.

Estilo de tradingPeriodo de tiempoTiempo de retención
Trading intradíaCorto plazoUn sólo día
“Swing trading”Corto plazoAlgunos días o semanas
“Scalping”Muy corto plazoAlgunos segundos o minutos
Trading de posicionesLargo plazoMeses o años
Trading de tendenciasLargo plazoMeses o años

Más comúnmente se practica entre los traders minoristas, las posiciones se cuadran antes de las horas de cierre del mercado. La filosofía del trading intradía es que la exposición durante la noche es arriesgada. Los traders registran ganancias o pérdidas rápidamente y realizan múltiples transacciones todos los días. 

Le conviene a las personas que se preocupan menos por los fundamentos o las cosas que se consideran importantes para ser un inversor exitoso a largo plazo.

Para ellos, se trata de administrar el dinero, medir el tiempo de las entradas y salidas y dimensionar las posiciones de manera apropiada.

No importa si el trading es para ti un trabajo o no, el trading intradía implica tomar un apalancamiento adicional para generar mayores rendimientos. Requiere siempre buscar obtener retornos de inversión más altos que en otras estrategias de trading. También se encuentra entre los estilos de trading más agresivos.

Este estilo de negociación prospera gracias a la alta volatilidad a medida que aumenta la cantidad de oportunidades en esos momentos. Un trader exitoso entiende la importancia de la coherencia y el poder de los rendimientos compuestos a corto plazo. Si se mantiene la coherencia, los retornos pueden componerse de forma mensual o trimestral.

Esta negociación sólo es adecuada para aquellos que pueden dedicar una buena cantidad de tiempo a rastrear los movimientos del mercado con regularidad.

La principal diferencia entre el trading intradía y el swing trading es el marco de tiempo. Aquí los traders intentan predecir la fluctuación a corto plazo de los precios de las acciones de la noche a la mañana. Entonces las posiciones pueden durar desde 1 día hasta algunas semanas. El apalancamiento utilizado por los Swing traders es generalmente menor que en el comercio intradía.

En cierto modo, les permite a los traders resistir mejor los movimientos de precios durante la noche y mantener posiciones por más tiempo, por lo tanto, intentando obtener mayores ganancias por operación. La mayoría de los traders y chartistas técnicos entran en esta categoría. Si te gusta analizar los movimientos de los precios a corto plazo utilizando un análisis técnico, este es tu estilo de juego.

El swing trading puro también implica una gran cantidad de análisis de flujo de dinero. Si esto es lo que te gusta, entonces mantén este estilo.

Es gratificante y los movimientos de los precios son más predecibles. Sin embargo, la gestión del riesgo deberá ser más sofisticada. En este estilo, debes ser capaz de ignorar las fluctuaciones intradía menores sin sudar ni preocuparte. Sin embargo, la mayoría de los swing traders también realizan operaciones intradiarias, por lo que es un estilo que se puede fusionar. De todas formas, es importante trazar una línea y enfocarse en un estilo de trading en particular.

El Scalping, es un estilo de trading muy rápido. Los scalpers a menudo operan con intervalos de unos pocos segundos y a menudo en direcciones opuestas (es decir, hacen opciones largas un minuto, pero cortas al siguiente). El Scalping es más adecuado para traders activos que pueden tomar decisiones inmediatas y actuar sobre esas decisiones sin dudarlo.

Las personas impacientes a menudo son los mejores scalpers porque esperan que sus intercambios se vuelvan rentables de inmediato y toman la decisión de salir del negocio rápidamente si los resultados van en su contra.

Ser un scalper exitoso requiere enfoque y concentración, por lo que no es un estilo de negociación adecuado para personas que se distraen fácilmente o se la pasan soñando despiertas (es decir, si has estado pensando en otra cosa mientras lees esto, entonces puede que el Scalping no sea lo tuyo).

El trading de posiciones es la el trading a más largo plazo de todos y, a menudo, involucra operaciones que duran varios años. Por lo tanto, el trading de posiciones sólo es adecuado para los operadores más pacientes y menos impacientes.

Este es un tipo de estilo de negociación que ignora las pequeñas fluctuaciones a corto plazo en las que los Swing traders están completamente enfocados. El comercio posicional implica un apalancamiento menor que el comercio oscilante. El tiempo de espera de cada operación es más alto ya que estos operadores anticipan un gran movimiento estructural en el futuro.

Sincronizar el mercado no es la principal prioridad para esta categoría de comerciantes, ya que están dispuestos a sobrevivir a la tormenta y esperar unos meses para ver una gran ganancia. Su enfoque generalmente es un híbrido de aspectos técnicos y fundamentales.

Para poder mantener las posiciones durante un período de tiempo más largo, sienten que tienen que estar seguros de lo que está sucediendo dentro del activo al que le apuestan.

Por lo general, están buscando acciones subyacentes para ganar más del 20% en un futuro cercano. Los operadores de posición tienen la capacidad para inclinarse más hacia la inversión en el largo plazo.

El objetivo aquí es identificar una tendencia y solo negociar en la misma dirección que la tendencia sospechada. Tradicionalmente, los traders de tendencias se asociaron con los administradores de fondos a largo plazo, sin embargo, en realidad, tu puedes convertirte en un trader de tendencias en cualquier período de tiempo que elijas como tendencia de todos los marcos temporales.

Elegir un estilo de trading requiere flexibilidad para saber cuándo un estilo de negociación es el adecuado para ti, pero también requiere coherencia para seguir con el estilo de negociación correcto, incluso cuando no está funcionando de manera óptima.

Uno de los mayores errores que a menudo cometen los nuevos traders es cambiar de estilos de negociación ante la primera señal de problemas. Cambiar constantemente tu estilo de negociación o estrategia de trading es una manera segura de atrapar todas las rachas perdedoras. Una vez que te sientas cómodo con un estilo comercial en particular, sé fiel y él te recompensará por tu lealtad a largo plazo.

Un Saludo
Equipo MasterTradingFX

>